jueves, 25 de octubre de 2007

Los negros esos

Son muchos los dias en los que me encuentro con inmigrantes esperando en las calles, a los vehículos que vienen a recogerles, unos Mercedes en su mayoría, para llevarles a trabajar. A los invernaderos del Campo de Cartagena, o , a dónde sea, agricultura o construcción. Ellos esperan, se van a trabajar, pero algunos se quedan a seguir esperando y no siempre suele llegar alguien más a buscarlos ese dia. Luego , siguiendo el camino al trabajo, me encuentro con muchos jóvenes que en bicicleta se desplazan a su lugar de trabajo; choca realmente con el resto de quienes vamos por la carretera. En bicicleta van los jóvenes negros, magrebíes, sudamericanos, y los lugareños ya no, sólo cuándo toca el rato deportivo; usamos los coches, las motos e incluso alguien usa también el transporte público. Y andando también van bastantes, muchos ;muy jóvenes ,unos adolescentes en muchas ocasiones y te los encuentras a cualquier hora,y durante no pequeñas distancias pero , siguen siendo los inmigrantes ; los negros esos, los moros esos, los ecuatorianos esos (aquí son mayoría los ciudadanos de ese país entre los sudamericanos, y por extensión, se les llama a todos igual). e
Supongo que con el dinero que consigan , no estén pensando en comprar otro vehículo, tienen otras distintas necesidades a las nuestras, otros distintos motivos para haber venído de la forma que sea aquí, a intentar sobrevivir aquí. Aunque también los hay claro está, que han comprado ya su vehículo de gama alta ; alta en el baremo de los más añejos del parque móvil, pero no siempre , también los hay actuales, todo hay que decirlo.
Pero me llama la atención el ver un contraste más , uno más tan claramente marcado. Y sobre todo aquí, dónde es tan peligroso el ir por las orillas de estas pésimas carreteras locales, sin apenas arcén por dónde moverse; el desplazarse en la bici, el ir andando, el estar esperando a que llegue el del Mercedes a ver si hoy soy el elegido para ir al tajo.
Una suma de cosas vistas todos los dias ,mientras voy escuchando una música agradable en mi confortable coche , camino de mi trabajo seguro.

Temprano

Pincha sobre la imagen, la verás mejor.




6 comentarios:

Anónimo dijo...

Te entiendo perfectamente ...describes la evidencia de la tragedia de la globalizacion ...desplazamiento de gentes, de culturas ...supresion del desarrollo endógeno.

Antonio Catpo dijo...

hola luz
emigrar es una decision muy dificil, imaginate, dejar tu vida para iniciar una nueva. Claro, la ventaja es que se empieza con una pagina blanco, el futuro depende de lo que hagamos. Algunos tenemos suerte, o quizas las habilidades necesarias, mientras que para otros cada dia es un sacrificio, una incertidumbre y una nostalgia que consume

Landahlauts dijo...

La misma imagen que, durante gran parte del Siglo XX, soportamos en Andalucía: jornaleros famélicos esperando la llegada del mamporrero del terrateniente, esperando ser los elegidos.

Pronto la hemos olvidado...

Saludos, Luz de Gas.

luz de gas dijo...

El hecho en sí de tener que salir de tu casa para encontrar otra vida que crees será mejor ,ya es una tragedia...Saludos y bienvenido Anónimo

luz de gas dijo...

Por bien que puedas conseguir estar, imagino que siempre te quedará el recuerdo de haber tenido que hacerlo. Aunque no todos pueden tener tu suerte ,digamos.
Saludos Antonio

luz de gas dijo...

Eso es aún muy habitual aquí Landa, todos los dias, en muchas carreteras ocurre...Saludos